CHEMSEX, ¿QUÉ ES?

¿Usar drogas para tener sexo? ¿Por qué surge esta combinación? la información que traemos hoy nos inquieta y desconcierta. Lo cierto es que en los últimos años se puede observar un incremento considerable de esta práctica, principalmente entre hombres gays, bisexuales o que mantienen relaciones sexuales con otros hombres. Los motivos del consumo son muchos y diversos: para lograr potenciar el placer, para aguantar más, para desinhibirse… asimismo, en muchas ocasiones hay problemas afectivos o emocionales que les llevan al consumo para evitar enfrentarse a la situación.

Las drogas más frecuentes para tener sexo son: GHB, cocaína, éxtasis/silver, tina y ketamina. Sin embargo cualquier droga puede ser usada, por ejemplo, la viagra o medicamentos similares suelen estar también muy presentes cuando se practica ChemSex. Eso sí, todas ellas tienen algo en común y es el grado de adicción que provocan, consecuencia que en la mayoria de los casos, al empezar a consumirlas a edad temprana, no tienen en cuenta.

Si ya de por sí, el consumo de drogas es un peligro por todas sus consecuencias debemos añadir una variable más, y es que, las "fiestas de sexo" estan muy relacionadas con el chemsex. El mayor peligro que se ha observado en dichas fiestas (además del propio consumo) es la gran asisistencia de personas con VIH. En muchas ocasiones no se llega a comunicar de manera directa el estado serológico, el hecho de no comunicarlo se vincula con el discurso de la responsabilidad individual: cada uno es responsable de las consecuencias de su conducta.

Desde el Programa Sísifo recordamos la importancia de tomar medidas para prevenir la transimisión de ciertas enfermedades como el VIH, la hepatitis e ITS. Para ello recomendamos la utilización de preservativo, así como evitar compartir los materiales usados para el consumo de drogas.

¿Y tú, habías oído hablar del Chemsex?

Puedes ampliar la información pulsando aquí o aquí